Ingurutxo

En las fiestas de Bedaio hay un acto que es irreemplazable: su Ingurutxo. Los de Bedaio bailan el Ingurutxo de una forma especial y el Ingurutxo hace especial a los de Bedaio.

Hoy en día, solo se baila en las fiestas patronales, pero antaño lo bailaban a menudo. En las tardes de domingo se celebraban romerías: Juan Antonio Sarasola tocaba el txistu y los que se reunían en la plaza lo bailaban.

Se piensa que este baile proviene de Navarra. En Gipuzkoa, salvo en Bedaio y Ugarte, no se baila el Ingurutxo en ningún sitio.

Mujeres del Ingurutxo hace años
Mujeres del Ingurutxo hace años

Hace algunos años también solían bailarlo después de la misa mayor en las fiestas. Pero en aquel momento tenía una particularidad: sólo lo bailaban dos parejas.

En aquellos años, los de Bedaio bailaban todos los domingos un Ingurutxo que se encontraba en pleno apogeo. Aunque, más tarde tuvo un gran bajón, la plaza de Bedaio estuvo 20 años sin ver el baile.

Bedaioko Ingurutxoa
Bedaioko Ingurutxoa (Iñaki Zugasti – Dantzan CC-BY-SA)

Al ver que era un tesoro muy grande como para perderlo, Valentina Jauregi llamó a varios amigos del pueblo y les propuso recuperar el Ingurutxo.

Al bailarlo, era evidente la influencia de la iglesia; empezaron a bailar con un pañuelo de por medio y cogiéndose de la mano cómo se solía hacer.

Reportaje sobre el Ingurutxo emitido en el programa “Postdata” de ETB